Llegada

La República Checa es un pequeño país interior en Europa Central que limita con Alemania al oeste, con Austria al sur, con Eslovaquia al sureste y con Polonia al noreste. El país forma parte del espacio de Schengen.

¡El estudio en la República Checa te colocará en el corazón de Europa donde tendrás oportunidades únicas para descubrir todos los países y lugares europeos que de otra forma no pudieras visitar!


En avión

El Aeropuerto de Václav Havel es el aeropuerto internacional más importante en la República Checa y el mayor aeropuerto entre los miembros nuevos de la UE. Se encuentra al oeste de la ciudad, a unos 10 kilómetros del centro, y te ofrece la posibilidad de escoger una de las 50 aerolíneas que unen Praga con más de 130 destinos en todo el mundo. Puedes encontrar información sobre las aerolíneas, el horario de vuelos y los servicios para los pasajeros en la página web del aeropuerto. El aeropuerto de Praga opera en 2 terminales. La Terminal 1 sirve para los vuelos a países fuera del Espacio de Schengen, mientras que la Terminal 2 sirve para los vuelos a países dentro del Espacio Schengen.

Las aerolíneas checas (ČSA) son el transportista aéreo insignia en la República Checa. Ofrecen vuelos de Praga a la mayoría de destinaciones europeas y puntos de transbordo en América del Norte, Asia, el Oriente Medio y África del norte.

El transporte público desde el aeropuerto está descrito aquí. Si no viajas a Praga, sino a otras ciudades, puedes usar los autobuses interurbanos que salen directamente del aeropuerto.

Hay otros aeropuertos en Brno y en Ostrava. Los estudiantes que van a estudiar en Brno pueden utilizar el aeropuerto de Viena (Austria) o Bratislava (Eslovaquia).

En tren o en autobús

Si viajas a la República Checa desde Europa, puedes ir en autobús o en tren.

las empresas de autobuses Student Agency, Eurolines o Flixbus ofrecen servicios en varios países europeos, incluido el Reino Unido, Alemania, Francia, Austria, Países Bajos, Eslovaquia, Suecia e Italia.

Praga tiene su estación de trenes internacional con líneas de Polonia, Alemania, Austria, Eslovaquia, Hungría, Suiza y Países Bajos. Puedes encontrar los precios de los billetes internacionales entre Praga y destinaciones seleccionadas en la página web de la compañía České dráhy.

En el marco de la República Checa puedes viajar fácilmente tanto en autobús, como en tren, porque el país tiene una de las redes ferroviarias más desarrolladas de Europa y cuenta con un sistema trabajado de transporte de autobuses. Las conexiones de autobuses y trenes son seguras. Puedes buscar conexiones locales e internacionales de trenes y autobuses aquí.

En coche

¿Vienes en coche? En tal caso te servirán algunas informaciones básicas sobre la circulación checa. En la República Checa hay 6 autopistas; la más antigua y más importante es la autopista D1 que une Praga y Brno. Aquí puedes ver el mapa de la red de carreteras de la República Checa e información sobre las cuotas pertinentes.

La documentación necesaria es la siguiente: el carné de conducir (europeo o internacional), el carné de identidad o pasaporte, documentación relativa al coche (certificado de registración del coche, el seguro y la «tarjeta verde»). La velocidad máxima dentro de los municipios es de 50 km/h, en las carreteras es de 90 km/h y en las autopistas, 130 km/h.

Transporte público

Las ciudades más grandes cuentan con sistemas desarrollados y efectivos de transporte público que utilizan tranvías, autobuses o trolebuses. En Praga hay también metro. Puedes comprar billetes por viajes individuales, pero si te quedas para más tiempo, recomendamos considerar la compra de billetes rentables de 24 ó 48 horas o una semana o carnés de viajar a largo plazo. En algunas de las ciudades puedes comprar los billetes por el mensaje corto (SMS), de las máquinas expendedoras o directamente del chófer. Generalmente se pueden comprar también en tiendas de transporte público y quioscos. Los horarios de viajes se pueden buscar en www.idos.cz.

Cuotas de Aduana

Los controles aduaneros en las fronteras del estado terminaron con la adhesión de la República Checa a la Unión Europea. Los controles quedan sólo en las fronteras exteriores de la UE. Por eso sólo vas a encontrar controles en los aeropuertos internacionales. Las mercancías importadas a la UE ocasionalmente para fines personales están exentas de derechos de aduana, el impuesto sobre el valor añadido y los impuestos de consumo. Aquí vas a encontrar información sobre las cantidades que puedes importar a la República Checa y los tipos de mercancías exentas de derechos de aduana, el impuesto sobre el valor añadido (IVA) y los impuestos de consumo.